El bebé de Rosemary

O como su título original “Rosemary’s baby”. Escrita y dirigida por Roman Polanski, cineasta de nacionalidad polaca y francesa. Película basada en la novela homónima de Ira Levin. Esta obra maestra tuvo un rotundo exito, covirtiendose en una película clave en el género de terror.

Era prácticamente obligatorio que escribiera de esta película aquí, conocida por todos como una de las mejores películas de terror de todos los tiempos. Aún así no me mata de emoción escribir sobre ella, no porque no me guste, sino porque es muy compleja y no estoy segura de si aventurarme con una película semejante cuando recién comienzo mi blog. Porque hay que admitir que a veces es complicado explicar correctamente una opinión, o incluso simplemente expresarla, así no esté bien. Sin embargo no dejaré por eso de escibir de ella.

La película comienza como una película casual de la época. Rosemary Woodhouse, interpretada por la preciosa y maravillosa Mia Farrow, es una joven que está casada con el actor de teatro Guy Woodhouse. La joven pareja decide mudarse a un edificio de apartamentos de Manhattan, el edificio Bramford. Desde el inicio a pesar de que parece en parte una película casual, también comienza a despertar cierta intriga y desconfianza en el espectador. Al poco tiempo de mudarse la pareja conoce a sus ancianos y excéntricos vecinos: Roman Castevet y Minnie Castevet quienes desde el inicio juegan un papel importante, si bien puede que para muchos no parecieran muy sospechosos al inicio (en las primeras escenas), con el tiempo nos confunden.

La película empieza a jugar, entonces con nuestra mente y va poco a poco diseñanse y armandose. En gran parte de la película parece ser una película cualquiera, a pesar de que al inicio nos mostró ese extraño y llamativo sueño lleno de todo tipo de señales, aún así luego parecen calmarse un poco las cosas y mientras creemos que todo está bien, o nos confundimos pensando qu pensar, están pasando una serie de sucesos de los que no nos damos cuenta sino hasta el final, esta es una de las maravillas de esta película.

Los Castevet nos muestran entonces una extraña amabilidad pero unas formas bastante peculiares aconsejar a Rosemary con unos, ya de por sí extraños, consejos. Esta serie de extraños consejos rondan por toda la película haciendonos pensar toda clase de cosas. Además el comportamiento de Guy cambia casi al inicio de la película, primero desconfiaba en los Castevet, era cariñoso y parecía una buena persona, pero luego se le ve de lo mas tranquilo comentándole a su esposa que la violó mientras dormía y que fue interesante porque parecía un cadaver. O sea “¿Whooot?”, como demonios puede decir eso tan tranquilo, provoca ahorcarlo, enserio. Luego parece confiar en los Castevet como si fueran sus padres, o algo parecido, y cuando sabe que la hermosa Rosemary está embarazada corre de lo mas feliz a decirle a sus molestos y entrometidos vecinos. Y así cada vez mas se va convirtiendo en patán que define la palabra con su persona.

Sin embargo después de un tiempo Rosemary comienza a sospechar, y ¡oh por Dios! Su desgaste, su desgaste, da terror, bueno no exageraré, pero sí es escalofriante, provoca un malestar indescriptible. Bueno, cuando Rosemary comienza a sospechar empieza la otra parte de la película, la que nos empieza a llegar más porque poco a poco vamos atando cabos, y lo que nos van mostrando es escalofriante. La creciente paranoia de su protagonista, nos lleva a nosotros también a un estado de alerta, aunqu como Polanski mantiene la intriga alrededor de toda la película siempre se puede pensar que todo está en la mente de Rosemary, pero debo decir que por mi parte yo nunca creí esto posible, siempre supe que pasaba algo raro, así parecía ¿no? La pobre Rosemary encuentra que nadie está de su lado y esto la pone peor todavía, y es cuando ya no sabe en quien confiar cuando la película comienza a terminar. El final lo revela todo de una forma escalofriante, bastante pesada, diría yo, especialmente tomando en cuanta que la religión católica y la cristiana son las mas poplares del occidente.

Hablando en forma totalmente personal el final me parece escalofriante debo decir que cuando lo vi me impresionó bastante, porque era la total verdad revelada, a menos de que fuera una ilusión o sueño de Rosemary, que no lo fue. Así es finalmente vemos lo que es y parece particularmente escalofriante ver a todos dejar de fingir y decir todo sin delicadeza y con toda su verdadera cara satánica. Otra de las cosas que me impactó del final es como mantienen su cruel mentira hasta el final, además de como Polanski mantiene la intriga hasta el mismísimo final. En el final le dijeron a la pobre Rosemary que el bebé había muerto, pero ella escuchaba el llanto de un bebé ¡Sú bebé! Que, según ella pensaba, esos crueles mentirosos estaban torturando e iban a sacrificar en honos a satán. Pero resultó que el bebé era el mismísimo satán, practicamente, al cual nunca muestran y no es necesario, nuestra mente hace esa parte del trabajo.

Ahora, ¿qué pienso de la película? Es maravillosamente intrigante, creo que con eso digo todo, pienso que es fascinante la manera en que juegan con tu mente y parace ofrecernos un terror psicológico, toda la película mantiene ese suspenso y nos parec dar pequeños pasos de terror, que si fueran dados todos al tiempo estoy segura no tendrían el mismo efecto. Es una obra maestra, mis respetos Polanski, mis respetos a pesar de todo. Personalmentete mantengo este pensamiento hacia el a pesar de lo que el pudo haber hecho, todos estamos estamos un poco locos y el no hizo nada tan malo.

Bueno ya ven que no me quedé con las ganas de escribir sobre esta maravillosa película, creo que no lo hice tan mal. Y si no han visto esta película DEBEN hacerlo, y quizá luego puedan decirme su opinion respecto a ella, siempre es bueno leer diferentes opiniones respecto a un mismo tema y en esta película en particular creo que es algo interesante.

Anuncios